he leído…

el tango de la Guardia Vieja

volver a la página principaljlmn.htmljlmn.htmlshapeimage_1_link_0

Autor: Arturo Pérez-Reverte

Título: El tango de la Guardia Vieja

Editorial: Alfaguara. 2012

Páginas: 497 páginas

Precio: 21 euros

Empezó a escribir la novela en 1990. Pérez-Reverte tenía entonces 39 años. Con La tabla de Flandes había obtenido ese año un importante éxito editorial. Escribió 40 páginas de esta novela. “Vi que me faltaba madurez para escribirla –ha confesado-, arrugas en la cara, canas, conocer el mundo interior de mis personajes cuando se hacen mayores. Todo aquello que te da el tiempo”. Así que la dejó en un cajón y se puso a escribir El Club Dumas, El capitán Alatriste, La piel del tambor,… veinte libros. Entonces volvió a retomar aquel relato inacabado, cuando ya había cumplido los sesenta años, dispuesto a terminar la historia crepuscular y de madurez que había titulado El tango de la Guardia Vieja.
     
    Una historia de amor
Esta novela cuenta una historia de amor. Y lo hace a lo largo de tres encuentros de los protagonistas, en tres momentos históricos relevantes y en tres lugares distintos, que transmiten el aliento fascinante de las ensoñaciones. Se inicia en 1928, en un trasatlántico a Buenos Aires en el que viajan el compositor Armando de Troeye y su joven esposa Mecha Inzunza. El encuentro en el barco entre esta bella mujer y Max Costa va a amarrar la vida de ambos con una pasión que no apagará el tiempo ni la distancia. Volverán a encontrarse años después en Niza, en donde se habían establecido familias adineradas de Francia y otras huidas de la guerra civil española. Y años más tarde, ya en 1966, un campeonato de ajedrez vuelve a juntarlos en Sorrento, donde el hijo de ella disputa el título mundial.

Los protagonistas de esta historia de amor son dos prototipos de la sociedad galante del siglo pasado, en la que convivían el ocio, la belleza y el dinero con arribistas seductores. Mecha es una mujer glamurosa y atractiva, “un sueño hecho carne. Un misterio de otro mundo” (pág. 481). Max trabaja como bailarín profesional en el barco para entretener a las señoras de primera clase. Proviene de los arrabales porteños y con el tiempo sabrá lo que es ser portero del Ritz y chófer de hombres adinerados. Es un rufián, un embaucador algo canalla, que acabará enredado en robos y mezclado con espías. Al final de su vida contará las arrugas de la cara “como quien cuenta cicatrices de amores y batallas” (pág. 13).

    La vieja Europa
La historia de amor entre ambos está contada con técnicas de simultaneísmo, recursos cinematográficos, alternancias temporales, diálogos rápidos y descripciones sugerentes. Se desarrolla en un trasfondo histórico en el que convergen conspiraciones, robos y espionaje, que añaden el contenido de intriga al relato. Pérez-Reverte ha recreado con minuciosidad esa ambientación histórica de la época, citando con precisión nombres de hoteles, barcos, perfumes, músicas y bailes de salón en los que hombres trajeados sacan del bolsillo pitilleras de carey y ofrecen cigarros turcos Abdul Pashá, fabricados con una pizca de opio y miel.

Con el paso del tiempo, la resaca de la vida irá arrojando al naufragio a esos personajes. Su mundo será arrasado por la guerra europea, que acabará con los casinos, hoteles caros y trasatlánticos de lujo de la novela. “Aquella vieja Europa, la que bailó en los dancings y palaces el Bolero de Ravel y el Tango de la Guardia Vieja, ya no volverá a contemplarse al trasluz de una copa de champaña” (pág. 226). Ese tono crepuscular, de fin de época, es el aspecto más destacado de este libro. Los protagonistas aprenden que “hay lugares a los que no se debe volver nunca”: aquellos en los que uno ha sido feliz. Porque descubrirán la melancolía de “un mundo irreal cuyas luces fatigadas empiezan a apagarse para siempre”.

historia de amor en tres tiempos

publicado en Diario de Navarra 20/12/12

Arturo Pérez-Reverte


Nació en Cartagena en 1951. Licenciado en Ciencias Políticas y en Periodismo, durante 21 años trabajó como reportero; primero, del diario Pueblo; después, de Televisión Española. Publicó su primera novela en 1986, titulada El húsar. Desde entonces ha editado una amplia obra narrativa, que está formada por El maestro de esgrima, La tabla de Flandes, El club Dumas,  La sombra del águila, Territorio comanche, Un asunto de honor, La piel del tambor, La carta esférica, La Reina del Sur, Cabo Trafalgar, El pintor de batallas, Un día de cólera, El asedio. En 1996 inició la serie de novelas históricas sobre el capitán Alatriste, de la que se han publicado siete títulos, el último El puente de los asesinos. Desde 1991 publica cada domingo un artículo en la revista XL Semanal, que distribuye Diario de Navarra. Los que corresponden a los últimos años están reunidos en el libro titulado Cuando éramos honrados mercenarios.

más libros…
(haz clic aquí para leer reseñas anteriores)maslibros.html